Antonio Esteva
El periodista deportivo del grupo Atresmedia, Antonio Esteva (la voz que narra los encuentros en Champions Total de Antena3), participa el 26 de mayo en la mesa redonda de medios de comunicación del Simposio "La responsabilidad en el mensaje a la sociedad. ¿Es la salud una moda o existe una implicación ética real?". ¿Cómo ve Esteva el momento actual del deporte en los medios?

 

¿Pueden las crónicas y retransmisiones deportivas animar a la audiencia a incorporar la actividad física en sus hábitos de vida?

Sí. Ensalzando los valores y beneficios del deporte en su acepción más amplia y libre. Pero conviene atender a dos aspectos:

En primer lugar, deberíamos reseñar que el deporte de élite no tiene las mismas exigencias que el amateur, porque así lo demuestran su día a día, su carrera con fecha de caducidad y la presión física, anímica y mental que soportan quienes están inmersos en él y de la que somos testigos observadores y espectadores.

Tampoco podemos obviar un segundo valor fundamental ligado a su origen: el aspecto lúdico del juego. Aprendemos desde niños a través de juegos. Si además sumamos un factor inherente a la propia competición, el reto, la búsqueda del desafío constante y el afán de superación desde el individuo para el colectivo –si es un deporte de equipo– podemos llegar a obtener una experiencia más satisfactoria.

La salud es un tema en boca de todos. Sin embargo crecen el sedentarismo, el sobrepeso, la obesidad... ¿Cuál es el problema? ¿Nos quedamos en la teoría y nos cuesta la práctica?

Todos tenemos claro que no es lo mismo ver que practicar. La naturaleza de cada individuo es la que es y aunque la voluntad es el principio de todo, muchos seguirán siendo sedentarios por el mero hecho de que les gusta solo la parte del deporte que tiene que ver exclusivamente con el espectáculo: ser espectador y no actor en el terreno de juego.

Pero hay indicios que nos hablan de una fiebre por el ejercicio y no solo por el culto al cuerpo en sí mismo. Son aquellos relacionados con la información sobre las enfermedades derivadas del sedentarismo, el estrés y mala alimentación. Consecuencias del modus vivendi actual.

Si nos fijamos en cualquier municipio y lo comparamos con un momento de su pasado, hay más gente hoy que decide ir al trabajo de una forma sana y saludable consigo mismo y con su entorno. Los ayuntamientos están potenciando iniciativas como el carril bici, o la adaptación de espacios públicos para la práctica de ejercicio. La conciencia ha crecido en ese sentido. Y se suman a los muchos que desde siempre han ligado su forma de vida con la práctica de algún deporte. Sin duda los referentes en este sentido, aquellos pequeños o grandes héroes cuyas gestas deportivas transmitimos al gran público, son la brújula. Una motivación poderosa y además global. Como casi todo en este siglo XXI.

Si tuvieses que ser profesor de Educación Física en un centro educativo, ¿qué deportes te gustaría enseñar a los alumnos para inculcarles valores?

Todo deporte por definición lleva dentro una máxima ligada a la humanidad desde sus orígenes: es la representación de la vida y sus reglas sin los tintes dramáticos que a veces esta última comporta. Un ensayo, un entrenamiento donde la exposición al error convive con el afán de superación y éxito. Suelo decir que el Fútbol es la Vida en noventa minutos…Y en el fondo puede que sea así: aprender desde la derrota y experimentar sensaciones irrepetibles. Sin duda, en ese sentido apostaría por un deporte colectivo o una combinación donde cada individuo sume al juego y no solo a su equipo. Nadal es un ejemplo. Un ejemplo que dignifica y eleva el tenis en particular y el deporte en general. Rafa es sinónimo de reinvención y resistencia constantes contra los rivales, el tiempo, las lesiones… y lo hace desde un deporte individual en la puesta en escena, pero colectivo en la trastienda. Van siempre codo con codo.

¿Cómo hacer periodismo de deportes de competición generando animación y pasión pero al mismo tiempo respeto, reconocimiento, juego limpio…?

Contando lo que vemos y analizando qué ocurre y por qué. No se trata de dar clases de moralidad. Pero hemos de tener muy claro qué queremos transmitir, cómo hacerlo y para quién. No todo el público se concentra en un bar para ver el partido. Cada vez más es una ocasión para verlo en familia, donde también hay niños de diferentes edades, y por ese motivo deberíamos tener especial cuidado con la forma y el fondo de lo que trasladamos a los hogares, con el lenguaje –y su tono– pero también con el contenido y los valores –una agresión es algo que se debe contar sin tapujos, pero también sin criminalizar al infractor–.

Recuerdo una anécdota con chavales de solo 12 años en el Torneo Internacional que La Liga y la Fundación José Ramón de la Morena organizan cada Navidad. Un entrenador se acercó y nos comentó que los niños estaban sorprendidos de forma grata con el tratamiento y el despliegue de medios que estaba recibiendo el evento por nuestra parte –número de cámaras, factura visual con planos cortos y repeticiones, estadísticas y narración con emoción, ritmo y contenido–. Su frase era “lo estáis haciendo como en la Champions”. Así que sí, salvando las lógicas distancias en varios sentidos, se puede ayudar si apuestas por el deporte.

El deporte de élite que se transmite en los medios anima a los jóvenes a iniciarse en todo tipo de disciplinas (las que ven y les llama la atención). ¿Cómo garantizar la “diversidad” de los deportes?

Es difícil, porque el deporte en tv y en abierto es costoso por el precio de los derechos audiovisuales. Afortunadamente existe una gran demanda que se traduce en audiencias que al menos motivan la pugna por esos derechos. Hoy día se ha llegado a pagar hasta por los resúmenes. Es un tema amplio como para resumirlo en solo unas líneas, pero lo cierto es que al menos lo intentamos, porque lo realmente difícil es conjugar diversidad de oferta deportiva con interés del consumidor en la misma y por tanto viabilidad del proyecto a corto/medio plazo del programa, retransmisión o informativo.

¿Qué es lo más gratificante de ser un periodista deportivo y qué es lo más frustrante (si lo hay)?

Me siento un privilegiado por estar en escenarios que soñaba desde niño, aunque, como es lógico, tu perspectiva es eminentemente profesional. Para mí lo importante no es el comunicador. El protagonista es el evento en sí mismo, el deportista en cuestión y el público que ha decidido elegir seguirlo con nosotros. Se establece un vínculo especial entre las tres partes durante la retransmisión de un evento por grande o pequeño que sea su calibre: el directo, el momento efímero, la emoción y la energía que de él se desprende en tiempo real. Lo imprevisible, la adrenalina del error y el acierto. Porque en el fondo, y siglos más tarde, todo sigue siendo un juego.

"Un partido es cada vez más una ocasión para verlo en familia, donde también hay niños de diferentes edades. Los periodistas debemos tener especial cuidado con el lenguaje, el contenido y los valores de lo que trasladamos a los hogares"

Sobre Antonio Esteva

La voz del fútbol en Atresmedia lleva ligado a las retransmisiones deportivas desde siempre. La Champions League, La Liga más vista en abierto en España, Mundiales de fútbol, Copa del Rey, Copa de la UEFA, Copa de Inglaterra, Liga Adelante, Mundiales sub20, sub 17, Eurocopas Sub 19, Sub 17... Mundiales de Baloncesto, Eurobaskets, Masters de Tenis, el motor de la GP2 o la F1 del Aire son solo algunos de los principales eventos deportivos a los que Esteva ha puesto voz, cara y dirección en sus casi 20 años de carrera profesional.

Se considera un loco de la comunicación y el deporte.

También ha trabajado en TVE (presentador de informativos del canal 24 horas), ha colaborado en la revista oficial de la NBA y en medios como Cadena SER (donde ha formado parte del equipo de ‘Carrusel deportivo’), Real Madrid TV, laSexta (presentador de Informativos en laSexta Deportes desde su inicio, del programa ‘Minuto y resultado’ y rostro de la cadena en programas especiales y conexiones en directo).

Ahora, en Atresmedia, sigue su carrera profesional delante de las cámaras como presentador de informativos y programas, reportero y narrador de un sinfín de partidos.

Es colaborador habitual de emisoras como RadioMarca y Onda Cero.

Columnista del Grupo Vocento en su día y en la actualidad del Magazine Champions Total.

Además es autor, desde hace años, de Match Day, su propio blog, que trata el deporte desde dentro y con un lenguaje narrativo.

De otro lado, Antonio Esteva compagina su trabajo en medios con la docencia, habiendo impartido cursos y ponencias sobre periodismo deportivo en radio y televisión en las universidades Carlos III, Complutense de Madrid, Internacional de Andalucía y Rey Juan Carlos.

En la actualidad, y desde hace varios años, prosigue con su vocación y experiencia docente como profesor del Master en Periodismo Deportivo Pevype en las materias de Informativos en TV. También es profesor de Master Class en Narración Deportiva en el Master en Periodismo Deportivo de Marca y Unidad Editorial.

Durante años ha sido miembro del Departamento de RRHH de El Corte Inglés en Selección y Formación.

¿Te apetece compartir esta publicación? ¡Gracias!
Etiquetado en: